II revolución. parte dos

 

¿Alguna nueva poesía? ¿La nueva poesía?
Segunda revolución.
Preceptos.

 

Sienta a los sentidos,

abrázalos blando para que quede constancia,

mécelos en la hamaca de un mundo tranquilo y que un pájaro herido

despeine tu flaco flequillo, que se vean tus ojos azules cantando palabras pulidas

con los ecos y sus huecos derramados en la acera,

que todo sea un orgasmo de consumo,

y que su semen baldío caído de labios pintados de quinceañeras,

deje la clara constancia de que todo sigue igual.

 

Nada me da más arcadas que el olor a novedad de los peluches que posan

en decorados de abrazos y fotos filtradas, se lavan las manos después

de mear y mear y mojar y mojar

a las ninfas que procesan devoción a sus renglones, que se rozan codo a codo

mientras suben por mecánicos peldaños a gastarse más monedas de papá

en coloridos poemas que les metan largos miembros por el vientre

con formas de mariposa.

Retuits de cajas vacías que sólo brillan a oscuras como un pubis infantil palpitando

con olor a ser tendencia, a felicidad low cost, y a romances inventados

que les vierten por encima los que viven escupiendo desde arriba.

 

Voy a quedarme mirando, así es la revolución,

observar y tomar notas con signos de exclamación, y así te digo

¡qué bella feminidad que ruge en la superficie!

¡Cuanto almizcle en ese roce de jerseys!

 

 

 

Anuncios
II revolución. parte dos

4 comentarios en “II revolución. parte dos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s